OSP muestra rechazo rotundo al sistema de distritos por considerar que no promueve la participación ciudadana y ser absolutamente centralista